Hoy queremos hablar sobre un tema que es muy recurrente en las discusiones entre familias, y es la relación entre dormir con el móvil cerca y sus consecuencias.

Venimos a desmontar falsos mitos y a crear una conciencia acerca de lo que realmente puede afectar a nuestro sueño.

En primer lugar debemos comunicar que no, no está demostrado que el móvil desprenda radiaciones que sean malas a la hora de contraer el sueño. Si bien es cierto que los móviles y demás dispositivos electrónicos desprenden ondas electromagnéticas, no se ha encontrado ninguna relación entre estas y las diversas patologías y enfermedades relacionadas con el sueño.

Pero si hay algo que está demostrado, y es la incidencia que tienen estos dispositivos a la hora de desprender la famosa luz azul. Todos estamos controlados por un reloj biológico que es conocido como ritmo circadiano, y este viene marcado, principalmente, por el factor de la luz. Así que dormir con estos dispositivos desprendiendo luz al lado nuestro puede ser muy contraproducente. La luz regula la segregación de melatonina, que nos ayuda a conciliar un buen sueño, entre otras cosas. Si tenemos mucha luz mientras estamos durmiendo, nos va a costar más conciliar el sueño, aunque esta luz pueda parecernos imperceptible mientras dormimos.

Así que, si disminuimos la calidad de nuestro sueño a causa de la luz, sí podemos concluir que dormir con nuestro móvil o tablet puede aumentar el riesgo de enfermedades cardíacas, cáncer, diabetes u otras patologías. Tener una buena salud del sueño, como hemos comentado otras veces, es imprescindible para gozar de una buena salud, así que os aconsejamos alejar estos dispositivos a la hora de descansar, y volver a reprender nuestra actividad con ellos durante el día.

Esperamos poder resolver dudas acerca del tema y os deseamos que acabéis de pasar la Semana Santa descansando  mucho 🙂