En el artículo de hoy queremos aclarar una duda que durante mucho tiempo ha confundido a la gente.

Desde hace bastante tiempo, la gente cree que la espuma viscoelástica es el viscolátex. En gran parte, esta confusión se debe a un anuncio de televisión que prestaba a la confusión del espectador al no transmitir un mensaje claro. El resultado fue que, al final, el espectador no tuvo claro el material del que hablaban y, por tanto, no sabía lo que estaba pidiendo o necesitaba para mejorar su descanso.

¿Qué es el viscolátex?

Como su nombre indica, el viscolátex es la mezcla de látex y espuma viscoelástica. Obviamente, a partir de esta combinación se pueden obtener muchos acabados, densidades y calidades, adecuándose a las necesidades de descanso de cada cliente según sus condiciones físicas y su manera de dormir.

A partir de ahí, los fabricantes pueden presentarnos colchones con acabados muy distintos, a pesar de ser ambos colchones de viscolátex, que con toda certeza darán sensaciones muy diferentes cuando los probéis.

Pero hoy no queremos hablar solo de colchones. También las almohadas pueden ser de este material. Mash, fabricante de almohadas y complementos con el que trabajamos desde hace muchos años y cuyas instalaciones volvimos a visitar meses atrás, ha lanzado este verano una almohada de viscolátex que, bajo nuestro punto de vista, es muy confortable.

Os animamos a que os acerquéis a nuestras tiendas y la probéis, porque la selección de una buena almohada es tanto o más importante para conseguir un buen descanso como la selección de un buen colchón.